El Delito y la Acusación Particular

En la Ley de Enjuiciamiento Criminal se establece que quien haya sido ofendido por un delito, podrá tomar parte y ejercitar la acusación particular, es decir, la persona afectada conocida por la Ley como el ofendido, puede personar con el objeto de defender sus derechos ante el juzgado, de esto se trata el tema del delito y la acusación particular en los derechos de los ciudadanos españoles.

Acto del Ministerio Fiscal

En este caso, la presencia y labor del Ministerio Fiscal es la de llevar adelante el procedimiento penal de la acusación del responsable del delito, aunque de igual manera, el afectado puede ejercer dicha acción penal en cualquier punto del procedimiento.

Presencia imperativa de un abogado

Ante tal acusación particular, la víctima deberá ir de la mano de su abogado en todo el proceso y trámite de la demanda, por ello, si necesitas un profesional cualificado para la gestoría y asesoría de tus asuntos legales puedes contar con un experto penalista en Valencia y hacer cumplir tus derechos.

 

La víctima, a través de su abogado, deberá aportar las pruebas y evidencias contundentes, así como declaraciones de posibles testigos, investigaciones, un escrito de la acusación y por supuesto asistir al juicio, ya que este proceso es un derecho y oportunidad que todo ciudadano español tienen para defenderse como perjudicado de un delito.

Haz valer tus derechos

El delito y la acusación particular en la actualidad es algo muy común de presentar ante los el juzgado, esta acusación particular es un derecho que tienen todos los españoles, un derecho de participar y de tener la seguridad de una buena labor fiscal que proteja y vele por su bienestar, un abogado cuyo deber será perseguir por todos los medios legales posibles la defensa de los intereses de la víctima y llegar a la sentencia de condena.

 

Imagen cortesía de www.juicios.org Todos los derechos reservados